LA DERECHA MEXICANA PASÓ A LA OFENSIVA Y PARA ELLO ESTÁ UTILIZANDO LOS DOS INSTRUMENTOS QUE HA MANTENIDO DESDE SIEMPRE BAJO SU CONTROL: EL INE, órgano electoral que ya sin sonrojo alguno, sin ocultar que sirve a intereses facciosos muy concretos, está adoptando una conducta totalmente beligerante en contra del partido en el gobierno, MORENA, y del presidente de la República, el licenciado Andrés Manuel López Obrador. El otro instrumento que ya está utilizando la derecha, es el poder judicial, refugio durante décadas, de los cómplices de los que han hecho de la ley una moneda de cambio con la que se compra y se vende la libertad y se protege la corrupción, un mecanismo de control de las grandes masas a las que se explota cotidianamente y se oprime para que no se subleven ante las injusticias de los bajos salarios y de la ausencia de seguridad social.

            ANTERIORMENTE, LA DERECHA HABÍA INTENTADO COMBATIR AL GOBIERNO DE LA CUARTA TRANSFORMACIÓN CON LA MOVILIZACIÓN, MUY RAQUÍTICA, POR CIERTO, de las huestes del Frente Nacional Anti AMLO (FRENAA), que dirige el “empresario” Gilberto Lozano, que llegó hasta el zócalo solamente para enseñar sus miserias y morir por inanición ante la falta de apoyo popular y el repudio generalizado del pueblo, no sin antes desnudar su muy sucia relación con los grandes comerciantes de medicinas, esos que han escondido los medicamentos para negarlos a los niños enfermitos de cáncer y con ello culpar a López Obrador. Esos comerciantes multimillonarios que, como Virginia González Torres, tía del Niño Muerde y hermana del Doctor Simi, amasaron grandes fortunas con la especulación y la corrupción y que ahora estaban financiando a unas cuantas personas para que simularan un inexistente y ridículo plantón en el zócalo.

            TAMBIÉN HABÍAN INTENTADO COMBATIR A LÓPEZ OBRADOR MEDIANTE SUS ORGANISMOS EMPRESARIALES, QUE UN DÍA SI Y EL OTRO TAMBIÉN, DECLARABAN escandalosamente que el presidente no les brindaba apoyo económico durante la pandemia y que miles de empresas cerrarían sus puertas dejando en el desempleo a millones de trabajadores, que no tenemos crecimiento económico y que se aproximaba una catástrofe de dimensiones colosales. Pero nada de eso ha ocurrido, todo lo contrario, nuestra economía sigue manteniéndose, se recuperan rápidamente los empleos perdidos y, gracias a las inversiones en obras públicas que está realizando el gobierno federal por todos los rincones del país. Además, se fortalece nuestro sistema de salud, multiplicando sus capacidades de atención a todos los mexicanos. Y todo eso sin pedir prestado un solo peso, a los organismos mundiales como el Fondo Monetario Internacional o el Banco Mundial.

            LA DERECHA TAMBIÉN LE BUSCÓ POR EL LADO POLÍTICO, APUNTANDO A LA DIVISIÓN DE LOS MEXICANOS Y FOMENTANDO LA CREACIÓN DE UN GRAN FRENTE opositor, integrado por los partidos PRI, PAN y PRD, unidos ahora bajo el membrete de “Va por México”, mismos que hace años se decían enemigos irreconciliables y que desde el sexenio pasado unificaron corruptamente sus intereses, para volverse tristes instrumentos del empresariado y aprobar las “Reformas Estructurales” que, ahora ya se sabe, solo sirvieron para facilitar la venta de nuestros recursos naturales a las empresas extranjeras, a cambio de beneficiarlos a ellos, porque ahora todos esos políticos ya también son empresarios millonarios, dueños de plataformas petroleras, buques tanque de transporte y, además, son socios de empresas que ya han sido denunciadas y que se encuentran bajo investigación de las instituciones de procuración de justicia.

            PERO NADA DE ESO LES HABÍA RESULTADO Y MIENTRAS TANTO, EL GOBIERNO DE LA CUARTA TRANSFORMACIÓN SEGUÍA AVANZANDO PARA DEVOLVER AL PUEBLO LO robado y simultáneamente exhibir sus latrocinios cometidos en contra del pueblo y de la nación. Por eso la derecha buscó nuevas estrategias que la pusieran nuevamente a la ofensiva. Una de ellas ha sido la utilización del Instituto Nacional Electoral, para poner en jaque al partido que llevó al poder al presidente. Así, el partido del Movimiento de Regeneración Nacional, MORENA, se vio brutalmente atacado por la institución que según la ley debería ser árbitro en la contienda electoral, pero que Lorenzo Córdova Vianello ha convertido en un ariete para golpear a la izquierda mexicana, a la democracia y de paso fortalecer a los partidos de la derecha radicalizada.

            LOS ULTIMOS MOVIMIENTOS DEL INE ASÍ LO DEMUESTRAN. LORENZO CÓRDOVA Y CIRO MURAYAMA HAN HECHO DEL CONSEJO GENERAL SU CÓMPLICE, PARA GOLPEAR una y otra vez a MORENA. Impusieron a sus dirigentes nacionales Mario Delgado y Citlalli Hernández, mediante una encuesta ilegal y manipulada, pisoteando los derechos de los militantes. Obligaron al partido a elegir a sus candidatos, aunque no estuvieran afiliados, lo que permitió que cientos de chapulines brincaran del PRI, PAN o PRD hacia MORENA. Muchos de ellos habían sido anteriormente acérrimos enemigos de Andrés Manuel y lo combatieron con calumnias y ataques sin fundamento igual que al partido. Ahora, los del INE echaron abajo a 60 candidatos, entre ellos a los aspirantes a gobernar Michoacán y Guerrero, con el pretexto de que no habían “reportado” los gastos de campaña, cuando la selección se hizo mediante encuestas y no en elecciones internas. ¡Es increíble, pero cierto!

PERO LORENZO CÓRDOVA ENSEÑA SUS AVIESAS INTENCIONES DE CONSUMAR UN MONUMENTAL FRAUDE, PARA QUE LOS DEL PRIANRD RECUPEREN LA MAYORÍA LEGISLATIVA. Les urge controlar la Cámara de Diputados para seguir controlando el presupuesto federal. Resulta que el dueto infernal (Lorenzo Córdova y Ciro Murayama), ya anunciaron una maniobra consistente en asignar diputados a los partidos minoritarios (seguramente el PRIANRD), para según ellos, evitar la “sobrerrepresentación” del partido mayoritario, en éste caso MORENA. Esa medida fue adoptada por el PRI después de la elección de 1988, cuando se alió con el PAN y propusieron cambios en la legislación para evitar perder la mayoría. Y así se la llevaron durante varios años en que con su mayoría artificial aplastaban brutalmente a los diputados de izquierda. Así fue como impusieron la reforma al artículo 27 constitucional, el IVA a los alimentos y medicinas, los gasolinazos y el atraco en despoblado del Fobaproa, cuya deuda tendrán que pagar incluso nuestros nietos, y muchas otras ilegalidades más.  

DESDE LUEGO QUE HAN METIDO A MORENA EN UN GRAN PROBLEMA, SOBRE TODO EN MULTIPLES CONFLICTOS INTERNOS DE DIFICIL RESOLUCIÓN. Pero la cuestión es que tampoco pueden cambiar las reglas en un proceso electoral que ya está en marcha, pues eso va en contra de la ley, por lo que ya se está impugnandoante los tribunales esta medida absurda, atrabiliaria e ilegal, perpetrada por un árbitro faccioso, un árbitro vendido a los sucios, mezquinos intereses de la derecha y sus partidos paleros. Las protestas menudean por todas partes y en Guerrero, por ejemplo, diariamente hay mítines de repudio a Lorenzo y en la exigencia de reponer la candidatura de Félix Salgado Macedonio. En la Cámara de Diputados, a iniciativa de Gerardo Fernández Noroña, ya empieza a caminar el juicio político para el desafuero y destitución de Lorenzo Córdova, pero como están las cosas, urgiría la destitución completa del Consejo General del INE.

            EL OTRO FRENTE ABIERTO POR LA DERECHA ES EL DEL PODER JUDICIAL, DONDE DOS JUECES HAN CONCEDIDO AMPAROS A EMPRESARIOS CORRUPTOS, PROPIETARIOS de las empresas generadoras de electricidad, sin tomar en consideración el interés supremo de la nación, que debe prevalecer por encima de cualquier interés privado. Pero se “volaron la barda” y en una maniobra sin precedente judicial alguno, concedieron amparos “definitivos” sin agotar el procedimiento judicial y violando el derecho al debido proceso, más todavía tratándose de una institución pública como es el gobierno federal. También extendieron el “beneficio del amparo” a la generalidad de las empresas, aunque no hubieran solicitado amparo alguno, en una maniobra totalmente fuera de la legalidad y en el claro ánimo de perjudicar a la nación y de beneficiar a las empresas privadas nacionales y extranjeras. Eso me recuerda a la “Tremenda Corte de Trespatines”, viejo programa radiofónico cubano que exhibía las injusticias de un juez.

PROBABLEMENTE HAYA NECESIDAD DE UN GRAN GOLPE DE MANO COMO EL QUE REALIZÓ ERNESTO ZEDILLO, CUANDO DESTITUYÓ DE UN SOLO PLUMAZO A TODOS LOS ministros de la Suprema Corte de Justicia. Pero eso vendría todavía a polarizar más a éste México tan convulsionado por los odios que han sembrado los medios de comunicación, también privados, por encargo de la derecha mexicana ya radicalizada, ya desesperada por que por fin hubo un gobierno que los puso en su lugar, que los tiene arrinconados y que no va a dar marcha atrás en la defensa de los intereses nacionales y del pueblo mexicano. De ese tamaño son los intereses contra los que combate el gobierno de la Cuarta Transformación…